¡Salve, Madre santa, Virgen, Madre del Rey, que gobierna cielo y tierra por los siglos de los siglos!

junio 28, 2011

Hermanos: Al llegar la plenitud de los tiempos, envió Dios a su Hijo, nacido de una mujer, nacido bajo la ley, para rescatar a los que estábamos bajo la ley, a fin de hacernos hijos suyos. Puesto que ya son ustedes hijos, Dios envió a sus corazones el Espíritu de su Hijo, que clama ¡Padre! Así que ya no eres siervo, sino hijo; y siendo hijo, eres también heredero por voluntad de Dios. san Pablo a los Gálatas 4, 4-7

Nuestra Señora del Perpetuo Socorro

Nuestra Señora del Perpetuo Socorro

Patrona de los Padres Redentoristas y de Haití.

Icono oriental antiguo de origen desconocido. Fiesta: 27 de junio.

 

ORACIÓN
¡Oh Madre del Perpetuo Socorro!, en cuyos brazos el mismo Niño Jesús parece buscar seguro refugio; ya que ese mismo Dios hecho Hijo tuyo como tierna Madre lo estrechas contra tu pecho y sujetas sus manos con tu diestra, no permitas, Señora, que ese mismo Jesús ofendido por nuestras culpas, descargue sobre el mundo el brazo de su irritada justicia; sé tú nuestra poderosa Medianera y Abogada, y detenga tu maternal socorro los castigos que hemos merecido. En especial, Madre mía, concédeme la gracia que te pido.

encuentrodeoracionyfe.blogspot.com

 

Adoro la Divina Voluntad y beso resignado la Mano de mi Dios que me prueba; y hoy, como ayer y como siempre, confío en Su Infinito Poder y en Su Misericordia Infinita.

Pero Él puso en Tu Corazón las riquezas de Su Bondad y en Tus Manos los tesoros de Su Omnipotencia. Por eso acudo a Ti, Madre Mía del Perpetuo Socorro.

Señora y Madre mía, las sombras del dolor me envuelven por todas partes, y no sé a que puerta llamar para tener algún consuelo en esta amargura que me ahoga. Los hombres, unos me son adversos, otros me persiguen, otros me olvidan, los más me miran con indiferencia. Los pocos que parecen compadecerse de mí se declaran impotentes para remediar mi mal.

Sólo me quedas Tú, Madre mía del Perpetuo Socorro. Por eso a Ti acudo lleno de confianza y amor. ¡Eres la Madre de Dios! ¡Eres mi Madre! Jesús aprieta Tus Manos para depositar en Ellas Su Misericordia y Su Amor. El primer milagro que obró en Su vida mortal lo obró movido por Tus súplicas. ¿No puedes hacer ahora otra súplica como aquélla en favor mío?

Madre mía del Perpetuo Socorro vengo a pedirte un milagro, y que este milagro sea para gloria de Dios, alabanza Tuya y santificación de mi alma

Sin embargo, que ahora y siempre se haga la voluntad de Dios, así en la tierra como en el Cielo. Tú, Madre mía, hallarás en Tu Maternal Corazón recursos poderosos para que descienda el bálsamo del consuelo ahí donde siga el dolor purificando mi vida

¡Oh, Madre del Perpetuo Socorro, en Ti confío!

Devociones

 

Nuestra Señora del Perpetuo Socorro

Nuestra Señora del Perpetuo Socorro


Anuncios

Espíritu Santo, Tu que me aclaras todo, que iluminas todos los caminos para que yo alcance mi ideal.

febrero 14, 2011

http://www.gloria.tv/user/18606/embed/true

Beato Bernardo Francisco de Hoyos (1711-1735) es considerado el principal apóstol de la devoción al Sagrado Corazón de Jesús en España

Dijo el Padre Hoyos: “El Domingo pasado, inmediato a la fiesta de nuestro San Miguel, después de comulgar, sentí a mi lado a este Santo Arcángel que me dijo cómo en el extender el culto del Corazón de Jesús por toda España, y más universalmente por toda la Iglesia, aunque llegará día en que suceda, ha de tener gravísimas dificultades, pero que se vencerán, que él, como príncipe de la Iglesia, asistirá a esta empresa”.

Oremos para comenzar nuestra Meditacion
Tu que lo aclaras todo
Espíritu Santo, Tu que me aclaras todo,
que iluminas todos los caminos para que yo alcance mi ideal.
Tu que me das el don Divino de perdonar y olvidar el mal que me hacen y que en todos los instantes de mi vida estas conmigo.
Quiero en este corto diálogo agradecerte por todo y confirmar que nunca quiero separarme de Ti, por mayor que sea la ilusión material.
Deseo estar contigo y todos mis seres queridos en la gloria perpetua.
Gracias por tu misericordia para conmigo y los mios.
Gracias Dios mio.

LOS DOS CORAZONES TIENEN DESIGNIOS DE MISERICORDIA PARA NOSOTROS"

“Tenemos que ganar el mundo entero y cada alma, ahora y en el futuro, hasta el final de los tiempos, para la Inmaculada y a través de Ella para el Sagrado Corazón de Jesús”.
San Maximiliano Kolbe

Oh Sagrado Corazón de Jesús, has amado a la humanidad hasta el extremo, sin escatimar en nada por salvarnos y darnos tu amor, tu vida, tu gracia y tu verdad. Has amado a la humanidad hasta el punto de dejarte traspasar y así convertirte en la fuente abierta de donde manan, abundantemente, las gracias de salvación y de conversión. Tu Corazón traspasado es la fuente abierta de donde fluyen, con fuerza y poder, la Sangre y el Agua que purifican, transforman, vivifican y liberan nuestros corazones. Es tu Corazón traspasado la puerta abierta y estrecha por la que debemos entrar para participar de la vida del Reino de los Cielos. Es en la escuela de tu Corazón traspasado que aprendemos las virtudes de la humildad y la mansedumbre; la obediencia y la abnegación. Es en tu Corazón que encontramos la plenitud del amor y de la paz.
¡Oh Corazones de Jesús y de María, esperanza de la humanidad! Esperanza porque en su perfecta comunión de amor por Dios y los hombres, se han entregado a la obra de la salvación del mundo. A través de esta consagración deseamos participar, desde nuestra pequeñez, en los designios de misericordia que los Dos Corazones están manifestando en la humanidad. Deseamos ofrecer nuestras vidas en amor y reparación a sus Corazones. Deseamos con todo nuestro ser promover y establecer en todos los corazones, el Reinado de amor de los Corazones de Jesús y María. ¡Amén!

Consagracion Completa a Los Dos Corazones de Jesus Y Maria


Mis ovejas escuchan mi voz, dice el Señor; yo las conozco y ellas me siguen.

octubre 31, 2010

Concédenos, Señor, Dios nuestro, amarte con todo el corazón y, con el mismo amor, amar a nuestros prójimos. Que aprendamos como Maria a ser humildes y pacientes, ovejas para ser encontradas por Tu Hijo,  Jesucristo.

María, Madre de Gracia y Madre de Misericordia en la vida y en la muerte ampáranos gran Señora

Todos los días son buenos para hacer un rato de oración junto a la Virgen, pero , el sábado, son muchos los cristianos de todas las regiones de la tierra que procuran que la jornada transcurra muy cerca de María. Nos acercamos hoy a Ella para que nos enseñe a progresar en esa virtud fundamento de todas las demás, que es la humildad, pues ella “es la puerta por la que pasan las gracias que Dios nos otorga; es la que sazona todos nuestros actos, comunicándoles tanto valor, y haciendo que resulten y sean agradables a Dios. Finalmente, Ella nos constituye dueños del corazón de Dios, hasta hacer de Él, por decirlo así, nuestro servidor; pues nunca ha podido Dios resistir un corazón humilde”.

La Virgen nos enseña el camino de la humildad. Esta virtud no consiste esencialmente en reprimir los impulsos de la soberbia, de la ambición, del egoísmo, de la vanidad…, pues Nuestra Señora no tuvo jamás ninguno de estos movimientos y fue adornada por Dios en grado eminente con esta virtud. El nombre de humildad viene del latín humus, tierra, y significa, según su etimología, inclinarse hacia la tierra. La virtud de la humildad consiste esencialmente en inclinarse ante Dios y ante todo lo que hay de Dios en las criaturas4, reconocer nuestra pequeñez e indigencia ante la grandeza del Señor. Las almas santas “sienten una alegría muy grande en anonadarse delante de Dios, y reconocer prácticamente que Él solo es grande, y que en comparación de la suya, todas las grandezas humanas están vacías de verdad, y no son sino mentira”5. Este anonadamiento no empequeñece, no acorta las verdaderas aspiraciones de la criatura, sino que las ennoblece y les da nuevas alas, les abre horizontes más amplios. Cuando Nuestra Señora es elegida para ser Madre de Dios, se proclama enseguida su esclava. Y en el momento en que escucha la alabanza de que es bendita entre todas las mujeres7 se dispone a servir a su prima Isabel. Es la llena de gracia, pero guarda en su intimidad la grandeza que le ha sido revelada. Ni siquiera a José le desvela el misterio; deja que la Providencia lo haga en el momento oportuno. Llena de una inmensa alegría canta las maravillas que le han sucedido, pero las atribuye al Todopoderoso. Ella, de su parte, solo ha ofrecido su pequeñez y su querer. “Se ignoraba a sí misma. Por eso, a sus propios ojos no contaba. No vivió pendiente de sí misma, sino pendiente de Dios, de su voluntad. Por eso podía medir el alcance de su propia bajeza, de su, a la vez, desamparada y segura condición de criatura, sintiéndose incapaz de todo, pero sostenida por Dios.

La consecuencia fue el entregarse, el vivir para Dios”. Nunca buscó su propia gloria, ni aparentar, ni primeros puestos en los banquetes, ni ser considerada, ni recibir halagos por ser la Madre de Jesús. Ella solo buscó la gloria de Dios.

Alégrese el corazón de los que buscan al Señor, busquen la ayuda del Señor; busquen continuamente su presencia.

 

Oración a la Madre de bondad, de amor y de misericordia

Oh Madre mía,
Madre de Bondad, de Amor

y de Misericordia,

te amo inmensamente y

me presento ante Ti.
Por tu bondad, amor y gracia, sálvame.
Yo deseo ser tuyo y
te amo inmensamente;

deseo que Tú me protejas.
Desde lo más profundo de mi corazón
te ruego, Madre, concédeme tu bondad
para que por medio de ella alcance el Cielo.
Yo te ruego, por tu infinito amor.
que me concedas la gracia

de poder amar a todos los hombres,
como Tú amaste a Jesucristo.
Te ruego que me concedas la gracia
de ser generoso contigo.
Me ofrezco completamente a Ti,
y deseo que estés conmigo
en cada uno de mis pasos,
porque Tú eres llena de gracia
y deseo no olvidarlo nunca jamás.
Y si alguna vez perdiera la gracia,
te ruego que mc ayudes a recuperarla. Amén.
(Dictada el 19/IV/83).


El que me sirva, rezando diariamente mi Rosario, recibirá cualquier gracia que me pida. Prometo mi especialísima protección y grandes beneficios a los que devotamente recen mi Rosario.

agosto 15, 2010

Asuncion

Maria madre de Gracia ruega por nosotros!

Dulzura de los ángeles, alegría de los afligidos,
abogada de los cristianos, Virgen madre del Señor, protégeme y sálvame de los sufrimientos eternos.

María, purísimo incensario de oro, que ha contenido a la Trinidad excelsa; en ti se ha complacido el Padre, ha habitado el Hijo, y el Espíritu Santo, que cubriéndote con su sombra, Virgen, te ha hecho madre de Dios.

Nosotros nos alegramos en ti, tú eres nuestra defensa ante Dios. Extiende tu mano invencible y aplasta a nuestros enemigos. Manda a tus siervos el socorro del cielo

Devocionario Catolico

Rezemos el Santo Rosario en Honor a Nuestra Madre en Su Dia

Misterios de Gloria

MISTERIOS GLORIOSOS (miércoles y domingo)

1. La Resurrección del Señor.

2. La Ascensión del Señor.
3. La Venida del Espíritu Santo.
4. La Asunción de Nuestra Señora a los Cielos. 5. La Coronación de la Santísima Virgen.

María, Madre de gracia, Madre de misericordia, defiéndenos de nuestros enemigos y ampáranos ahora y en la hora de nuestra muerte. Amén.

Oh Jesús, perdónanos nuestros pecados, sálvanos del fuego del infierno y guía todas las almas al Cielo, especialmente aquellas que necesitan más de tu misericordia. (Oración de Fátima).


¡Oh Jesús, te ofrezco este sacrificio por tu amor, por la conversión de los pecadores y en reparación de los pecados que tanto ofenden al Inmaculado Corazón de María!

enero 4, 2010

” Oh, Virgen mía, Oh, Madre mía,

yo me ofrezco enteramente a tu Inmaculado Corazón

y te consagro mi cuerpo y mi alma,

mis pensamientos y mis acciones.

Quiero ser como tú quieres que sea,

hacer lo que tu quieres que haga.

No temo, pues siempre estas conmigo.

Ayúdame a amar a tu hijo Jesús,

con todo mi corazón y sobre todas las cosas.

Pon mi mano en la tuya para que este siempre contigo.”

ORACIONES ENSEÑADAS POR EL ANGEL

¡Dios mío, yo creo, adoro, espero y te amo! ¡Te pido perdón por los que no creen, no adoran, no esperan, no te aman! (Tres veces).

Santísima Trinidad, Padre, Hijo y Espíritu Santo, yo te adoro profundamente y te ofrezco el Preciosísimo Cuerpo, Sangre, Alma y Divinidad de nuestro Señor Jesucristo, presente en todos los Sagrarios del mundo, en reparación de los ultrajes con los que El es ofendido. Por los méritos infinitos del Sagrado Corazón de Jesús y del Inmaculado Corazón de María, te pido la conversión de los pecadores.

(Los niños rezaban estas dos oraciones de rodillas y con la frente inclinada hacia el suelo)

Lucía ,vidente de Fatima, le habló (a Jesús) de la confesión para los primeros sábados y preguntó si valía hacerla en los ocho días. Jesús contestó: “Sí; todavía con más tiempo, con tal que me reciban en estado de gracia y tengan intención de desagraviar al Inmaculado Corazón de María“.

He aquí hija mía, por que ante este Inmaculado Corazón ultrajado, se movió mi misericordia a pedir esta pequeña reparación, y, en atención a Ella, a conceder el perdón a las almas que tuvieran la desgracia de ofender a mi Madre. En cuanto a ti procura incesantemente con tus oraciones y sacrificios moverme a misericordia para con esas almas“.

Nuestra Señora se le apareció con el Niño Jesús quien le dijo:

Ten compasión del corazón de tu Santísima Madre. Éste está cubierto con espinas, con las cuales hombres ingratos lo hieren en cada momento y no hay nadie que las remueva con un acto de reparación.”

Nuestra Señora se mostró también sosteniendo un corazón rodeado con espinas agudas y le dijo:

http://rosarioviviente.org/rosari1.jpgMira, mi Corazón rodeado de espinas que los hombres ingratos, a cada momento, me clavan con blasfemias e ingratitudes. Tú, al menos, haz algo por consolarme y dí, en mi nombre, que a todos aquéllos que durante cinco meses, en el primer sábado, se confiesen, reciban la sagrada comunión, recen el rosario y me acompañen quince minutos meditando sus misterios con el fin de desagravarme, yo prometo asistirlos en la hora de la muerte con todas las gracias necesarias para su salvación“.

Aprovechemos la lluvia de gracias y bendiciones que Dios concede a quienes desagravian el Sagrado Corazón de María los primeros sábados de mes.

Oracion a Maria

Madre, dame Tu mano y no me sueltes,
Déjame apoyarme en Ti al andar,
Enséñame el camino que sólo me conduzca
A Tu Hijo con quien anhelo un día estar.

Pídele a El que perdone mis falencias,
Mi falta de paciencia, también de piedad,
Que me dé fuerzas para sobrellevar el peso
De las injusticias que me hacen a menudo llorar.

Enjuga mis lágrimas con Tu dulzura de siempre,
Cubre con Tu manto mis penas y ansiedad,
Regálame la paz que de Tus ojos mana
Y muéstrame las huellas del amor y la humildad.

Maria  les confió tres secretos muy importantes a los pastorcitos de Fatima  los cuales ellos tenían que guardar hasta que Ella decidiera, también predijo darles un gran signo el día de la futura aparición en Octubre.

“Cuando ustedes recen el Rosario, digan después de cada misterio ‘Oh Jesús mío, perdónanos, sálvanos de los fuegos del infierno. Lleva todas las almas al cielo, especialmente aquellas mas necesitadas de tu Misericordia.”

Nuestra Señora le pidió a los niños que rezaran el Rosario y que hicieran reparaciones por los pobres pecadores.

La visita de la Virgen María, que recibió la pequeña Lucía en Fátima junto a sus primos Francisco y Jacinta en 1917, fue para ella el comienzo de una singular misión a la que se mantuvo fiel hasta el final de sus días. Sor Lucía nos deja un ejemplo de gran fidelidad al Señor y de gozosa adhesión a su voluntad divina.

La Virgen María se presentó frente a ellos y ellos respondieron que sí aceptaban los frutos de la santidad. De la misma forma esperamos ver a Dios en nuestra alma, en nuestros corazones.

Madre de Dios y de los hombres, que este compromiso de oracion y entrega de los primeros sabados  sean una honra para ti,  esta es una invitación a todos los cristianos para que estén presentes en esta consagración teniendo en cuenta que Dios nos acompaña y recemos para que Dios pueda perdonarnos y reine la paz en el mundo.
Roguemos a la Virgen rezando juntos el Ave María.

Dios te salve, Maria

Llena eres de gracia, el Señor es contigo.

Bendita tú eres entre todas las mujeres, Bendito es el fruto de tu vientre Jesús.

Santa Maria Madre de Dios, Ruega por nosotros pecadores, ahora y en la hora de nuestra muerte. Amén.





“Bendice al Señor alma mía, que todo mi ser bendiga a su santo Nombre; bendice al Señor alma mía, y nunca olvides sus beneficios” (Sal 103:2).

diciembre 30, 2009

Acto de consagración a la Inmaculada

Dígnate recibir mi alabanza, oh Virgen bendita,

Inmaculada Concepción, Reina del cielo y de la tierra,

refugio de los pecadores y madre amantísima

a quien Dios quiso confiar todo el orden de la misericordia.

Heme aquí a tus pies, yo,……….…, pobre pecador.

Te suplico, acepta mi ser todo entero como tu bien y propiedad.

Obra en mí según tu voluntad, en mi alma y mi cuerpo,

en mi vida, mi muerte y mi eternidad.

Dispón de mí ante todo, como tú lo desees para que se realice en fin

lo que se ha dicho de ti: “La mujer aplastará la cabeza de la serpiente”

y también: “Tú sola vencerás las herejías en el mundo entero”.

Que en tus inmaculadas manos tan ricas en misericordia,

llegue a ser un instrumento de tu amor capaz de reanimar

y dilatar plenamente tantas almas tibias y extraviadas.

Así se extenderá sin fin el reino del Corazón Divino de Jesús.

Verdaderamente, tu sola presencia atrae las gracias que convierten y santifican a las almas, puesto que la gracia

brota del Corazón divino de Jesús sobre todos nosotros

pasando por tus manos maternales.

(San Maximiliano María Kolbe)

Oh Madre mía,
Madre de Bondad, de Amor

y de Misericordia,

te amo inmensamente y

me presento ante Ti.
Por tu bondad, amor y gracia, sálvame.
Yo deseo ser tuyo y
te amo inmensamente;

deseo que Tú me protejas.
Desde lo más profundo de mi corazón
te ruego, Madre, concédeme tu bondad
para que por medio de ella alcance el Cielo.

Concede, Señor, a tu pueblo perseverancia y firmeza en la fe, y a cuantos confiesan que tu Hijo, Dios de gloria eterna como tú, nació de Madre Virgen con un cuerpo como el nuestro, líbralos de los males de esta vida y ayúdales a alcanzar las alegrías eternas. Por Jesucristo, nuestro Señor. Amén.

SIETE GRACIAS QUE LA SANTÍSIMA VIRGEN CONCEDE A LAS ALMAS QUE LE HONRAN DIARIAMENTE,

MEDITANDO SUS DOLORES, CON EL REZO DE SIETE AVEMARÍAS. (SANTA BRÍGIDA).

1-Pondré paz en sus familias.
2.-Serán iluminadas en los divinos Misterios.
3.-Las consolaré en sus penas y acompañaré e
n sus trabajos.
4.Les daré cuanto me pidan, con tal que no sea opuesto a la voluntad adorable de mi Divino Hijo y a la santificación de sus almas.
5.-Las defenderé en los combates espirituales con el enemigo infernal, y protegeré en todos los instantes de la vida.

6.-Las asistiré visiblemente: en el momento de su muerte y verán el rostro de su Madre.
7.-He conseguido de mi Divino Hijo que, cuantas propaguen esta devoción, sean trasladadas de esta vida terrenal a la felicidad eterna directamente, pues serán borrados todos sus pecados y mi Hijo y Yo seremos su consolación eterna y alegría.

A LA VIRGEN DE LOS DOLORES


Señora y Madre nuestra: tu estabas serena y fuerte junto a la cruz de Jesús. Ofrecías tu Hijo al Padre para la redención del mundo.

Lo perdías, en cierto sentido, porque El tenía que estar en las cosas del Padre, pero lo ganabas porque se convertía en Redentor del mundo, en el Amigo que da la vida por sus amigos.

María, ¡qué hermoso es escuchar desde la cruz las palabras de Jesús: “Ahí tienes a tu hijo”, “ahí tienes a tu Madre”.

¡Qué bueno si te recibimos en nuestra casa como Juan! Queremos llevarte siempre a nuestra casa. Nuestra casa es el lugar donde vivimos. Pero nuestra casa es sobre todo el corazón, donde mora la Trinidad Santísima. Amén.

Corona de los siete dolores

Aqui puedes rezar La coronilla en solo diez minutos , para Nuestra Madre. Ofreselo para ella para que Dios te perdone todos tus pecados y recuerda pedir por aquellos que mas lo nesecitan; primero tu prójimo, tu próximo y tú.

http://es.gloria.tv/?media=36573



Recordad lo que mi hijo os dijo: “QUE OS AMEIS LOS UNOS A LOS OTROS, COMO YO OS HE AMADO”.

noviembre 1, 2009

grutavirgen-almas-consagradas

Virgen María madre de las almas consagradas

 

Esta es mi Advocación, VIRGEN MARIA, MADRE DE LAS ALMAS CONSAGRADAS. OS TENGO EN MI CORAZON“.

En Carrizal Venezuela Convento Hermanas Siervas de Jesús,Carrizal (Estado Miranda) Apariciones de la Santísima Virgen María

‘Madre de Las Almas Consagradas’

El día 6 de febrero de 1993 después de la adoración al Santísimo, salimos de la capilla a ensayar algunos cantos a la Virgen. Al final del pasillo.

A eso de las 7:20 p.m., nos llamó la atención como unos relámpagos de color azul en el jardín. Al instante, todos vimos claramente a la Santísima Virgen María sobre una mata de cambur (guineo), a unos cuantos metros de distancia, de donde nos encontrábamos.

Se movía, abría las manos y levantaba los ojos al cielo, la vimos bajo diferentes advocaciones.

Su figura, de tamaño natural y muy resplandeciente, iluminaba todo el bosque con luz blanca y azul muy tenue.

Una hermana que dudaba, al querer acercarse para asegurarse de lo que veía, sintió una voz que le dijo: “No lo hagas”.

Luego, la Virgen pidió a esta misma hermana que nos arrodilláramos porque nos iba a bendecir. Vio como se puso de rodillas, levantó sus manos y bendijo a los presentes.

Seguimos rezando y de repente vimos desprenderse una estrella del manto de la Virgen, que cayó en tierra.

La Virgen estuvo allí hasta las 5:45 a.m., del día 7 de febrero.

A las 11:00 a.m. de ese día, sin hacer ningún comentario nos acercamos al sitio y pudimos ver que todo estaba cubierto de escarcha plateada.

Al día siguiente en la limpieza de la casa se encontró escarcha de todos colores en el piso, cuartos, paredes, etc. y las rejas con un polvo plateado como el que se vio en el bosque.

El día 19 de febrero apareció de nuevo, observamos cómo las estrellas pasaban delante de Ella desprendiéndose y dejando su estela al desaparecer, otras titilaban lentamente como si el firmamento se volcara sobre Ella. Terminó su mensaje diciendo:

“Esta es mi Advocación, VIRGEN MARIA, MADRE DE LAS ALMAS CONSAGRADAS. OS TENGO EN MI CORAZON”.

Esta vez estuvo hasta las 4:30 a.m. del día 20/02/93.

El fenómeno de las escarchas se fue extendiendo a las casas y comunidades religiosas como señal de su presencia que había prometido |en mensaje privado dado el día 9 de febrero de 1993.

Desde esta fecha Ella misma se encargó de dar a conocer su aparición a otras comunidades y congregaciones cuyo testimonio se encuentra escrito.

Hasta esa fecha, sus mensajes han sido para las almas consagradas (sacerdotes y religiosas).

El día 23 de diciembre en el mensaje núm. 10, expresó:

Hijitos… hijitas, en todos los lugares de mis apariciones llegáis buscándome con los ojos del cuerpo, no con los del alma y del corazón y esto hace que se disipe vuestro corazón y no permita el recogimiento interior. Si no me veis con los ojos del alma y del corazón cómo me veréis realmente con tan poca fe. Si disipáis vuestros espíritus impedís sentirme a vuestro lado y en vuestro corazón

En el mensaje núm. 11, explicó su Advocación:

Hijitos… hijitas, con qué amor y alegría os doy a conocer mi advocación, para que la deis a conocer, llenos de mi amor, al mundo entero

Hijitos míos: mi corona de espigas, representa la Eucaristía, que es alimento y centro de vuestras vidas.

Mi vestido blanco con estrellas, la luz que a través de Mí, brilla para vosotros.

Mi rosario, cadena que os ata a mí, camino que os lleva al cielo.

El corazón representa a todas mis almas consagradas. La cruz que sale de él es la entrega incondicional de vuestras vidas.

Los rayos son las gracias que, a través de Mí, mi hijo Jesús derrama sobre vosotros.

Mi hijo Jesús, con los brazos extendidos y mirada fija en vuestra entrega, os recibe a todos unidos en un sólo corazón.

OS CUBRO CON MI MANTO

El 6 de febrero de 1994, al cumplirse el primer aniversario de su aparición, manifestó:

Hijitos… hijitas, tomad a mis más pequeños y en unión con vosotros venid a mi puerto de salvación todos los viernes y entrad en recogimiento y oración y celebrad el sacrificio de mi hijo amado y orad por mis intenciones

El 18/06/93, Dijo:

Os pido, rezad y llevad el Santo Rosario, es 1a mejor arma contra Satanás”.

 

ORACION

¡Oh Santísima Virgen María te invoco como Madre de las personas consagradas!

Concédenos profundizar cada día más en el amor a Jesús Eucaristía y vivir de tal manera que podamos, así llevar muchas almas al conocimiento de Cristo.

Que nuestra entrega se refleje en la unión y caridad en vida cristiana y que todas nuestras acciones sean guiadas por tu mano.

Que la vida de infancia espiritual, la confianza en Dios, el amor a Jesús en el Santísimo Sacramento, la oración y abnegación por los sacerdotes y el celo por atraer las almas a la Divina Eucaristía, sean tarea permanente; compromiso con nuestros hermanos con un solo corazón en el Amor.

AMEN

 

Mensajes dados por la Santísima Vigen en Carrizal

 

Hijitas mías: estoy enviada por el amor que mi hijo Jesús siente por vosotras, con el mismo amor que una Madre siente por sus hijos…

Sí hijitas, quiero tocar vuestros corazones y llenarlos de humildad y sencillez.

Os pido que os unáis en oración, que todas sean una, que renovéis el espíritu de Fe.

 

Recordad que los más pequeños son los más grandes a los ojos de Dios.

 

Las visitas pueden realizarse los martes, miércoles y jueves de 9:00 AM a 4:30 PM, los viernes y domingo de 9:00 AM a 6:00 PM y los sábados de 9:00 AM a 4:00 PM.

El jueves Eucarístico hay una adoración al Santísimo todo el día. Los viernes el programa incluye la Adoración al Santísimo, Via Crucis, Rosario y Eucaristía (Santa Misa 3:30 PM).

Para peregrinaciones, visitas guiadas y retiros puede solicitar información por los teléfonos 212-484.3993, 016-816.3046 y 014-268.2642.

Santa misa frente a la gruta donde se dio la aparición




A %d blogueros les gusta esto: