Encontraron a María, a José y al niño. Al cumplirse los ocho días, le pusieron por nombre Jesús

diciembre 30, 2012

Señor Dios, que por la maternidad virginal de María diste al género humano el don de la salvación eterna, concédenos sentir la intercesión de aquélla por quien recibimos al autor de la vida, Jesucristo, Señor nuestro, que vive y reina contigo…
Amén

Imagen

Lectura del libro de los Números 6, 22-27

En aquel tiempo el Señor dijo a Moisés:
“Di a Aarón y a sus hijos: Así bendecirán a los israelitas: El Señor te bendiga y te proteja; haga resplandecer su rostro sobre ti y te conceda su favor; que el Señor te mire con benevolencia y te conceda la paz. Así invocarán mi nombre sobre los israelitas, y yo los bendeciré”.
Palabra de Dios.
Te alabamos, Señor.

Al venerar a la Virgen Santísima como Madre de Dios, la proclamamos a la vez Madre nuestra. Ella cuida con desvelo maternal por sus hijos; tanto más cuanto más necesitados se encuentran…

Con su desvelo de Madre, Nuestra Señora sigue prestando a su Hijo los cuidados que le ofreció aquí en la tierra. Ahora lo hace con nosotros, pues somos miembros del Cuerpo Místico de Cristo: ve a Jesús en cada cristiano, en todo hombre. Y como Corredentora, siente la urgencia de incorporarnos definitivamente a la vida divina. Ella será siempre la gran ayuda para vencer dificultades y tentaciones y la gran aliada en el apostolado que, como cristianos en medio del mundo, hemos de llevar a cabo en el lugar donde nos encontramos: “Invoca a la Santísima Virgen; no dejes de pedirle que se muestre siempre Madre tuya:  y que te alcance, con la gracia de su Hijo, claridad de buena doctrina en la inteligencia, y amor y pureza en el corazón, con el fin de que sepas ir a Dios y llevarle muchas almas”. Esta jaculatoria  tomada de la liturgia, nos puede servir para estar unidos a Ella especialmente en este día: ¡Madre mía!, en esta necesidad y en aquella otra…, con este amigo… que tarda en acercarse a tu Hijo…

Al comenzar un nuevo año, aprovechemos para hacer el propósito firme de recorrerlo día a día de la mano de la Virgen. Nunca iremos más seguros. Hagamos como el Apóstol San Juan, cuando Jesús le dio a María, en nombre de todos, como Madre suya: Desde aquel momento -escribe el Evangelista- el discípulo la recibió en su casa .

Al mirar hoy a Nuestra Señora, Madre de Dios, que nos ofrece a su Hijo en brazos, hemos de dar gracias al Señor, pues “una de las grandes mercedes que Dios nos hizo además de habernos criado y redimido fue querer tener Madre, porque tomándola Él por suya nos la daba por nuestra”

La Iglesia nos enseña que María ocupa, después de Cristo, el lugar más alto y el más cercano a nosotros, en razón de su maternidad divina. Ella, “por la gracia de Dios, después de su Hijo, fue exaltada sobre todos los ángeles y los hombres”Por ti, Virgen María, han llegado a su cumplimiento los oráculos de los profetas que anunciaron a Cristo: siendo Virgen, concebiste al Hijo de Dios y, permaneciendo virgen, lo engendraste.

El Espíritu Santo nos enseña en la Primera lectura de la Misa de hoy que, al llegar la plenitud de los tiempos, envió Dios a su Hijo, nacido de mujer, nacido bajo la Ley.La Virgen cumple su misión de Madre de los hombres intercediendo continuamente por ellos cerca de su Hijo. La Iglesia le da a María los títulos de “Abogada, Auxiliadora, Socorro y Mediadora”, y Ella, con amor maternal, se encarga de alcanzarnos gracias ordinarias y extraordinarias, y aumenta nuestra unión con Cristo. Es más, “dado que María ha de ser justamente considerada como el camino por el que somos conducidos a Cristo, la persona que encuentra a María no puede menos de encontrar a Cristo igualmente”

Dios y Señor nuestro, que por la maternidad virginal de María entregaste a los hombres los bienes de la salvación, concédenos experimentar la intercesión de aquella de quien hemos recibido a tu Hijo Jesucristo, el autor de la vida.

Con esta solemnidad de Nuestra Señora comenzamos un nuevo año. En verdad no puede haber mejor comienzo del año –y de todos los días de nuestra vida– que estando muy cerca de la Virgen. A Ella nos dirigimos con confianza filial, para que nos ayude a vivir santamente cada día del año; para que nos impulse a recomenzar si, porque somos débiles, caemos y perdemos el camino; para que interceda ante su divino Hijo a fin de que nos renovemos interiormente y procuremos crecer en amor de Dios y en servicio a nuestro prójimo. En las manos de la Virgen ponemos los deseos de identificarnos con Cristo, de santificar la profesión, de ser fieles evangelizadores. Repetiremos con más fuerza su nombre cuando las dificultades arrecien. Y Ella, que está siempre pendiente de sus hijos, cuando oiga su nombre en nuestros labios, vendrá con prisa a socorrernos. No nos dejará en el error o en el desvarío.

En el día de hoy, cuando contemplemos alguna imagen suya, le podemos decir, al menos mentalmente, sin palabras, ¡Madre mía!, y sentiremos que nos acoge y nos anima a comenzar este nuevo año que Dios nos regala, con la confianza de quien se sabe bien protegido y ayudado desde el Cielo.

Hoy brillará una luz sobre nosotros, porque nos ha nacido el Señor; y se le llamará “Admirable, Dios, Príncipe de la paz, Padre perpetuo”; y su reino no tendrá fin.

Lectura de la carta del apóstol san Pablo a los Gálatas 4, 4-7

Hermanos: Cuando llegó la plenitud de los tiempos, Dios envió a su propio Hijo, nacido de una mujer, nacido bajo el dominio de la ley, para liberarnos del dominio de la ley y hacer que recibiéramos la condición de hijos adoptivos de Dios.
Y la prueba de que ustedes son hijos es que Dios envió a nuestros corazones el Espíritu de su Hijo que grita: ¡Padre! De modo que ya no eres siervo, sino hijo, y como hijo, también heredero por gracia de Dios.
Palabra de Dios.
Te alabamos, Señor.

oremos con Maria:Para que los seres humanos de todas las razas y pueblos descubran que tienen un único Dios, Padre de todos, y nunca se comporten como enemigos unos de otros, roguemos al Señor.
Escúchanos, Señor.

Para que llegue a la presencia del Señor el lamento de los que sufren a causa de las guerras, y pronto puedan experimentar el retorno de la paz a sus hogares y naciones, roguemos al Señor.
Escúchanos, Señor.

Para que los que hoy nos hemos reunido para dedicar al Señor las primicias de este año nuevo, vivamos en paz todos sus días y podamos ver con salud y alegría su fin, roguemos al Señor.
Escúchanos, Señor.

Para que los fieles, a imitación de María, mediten y conserven en su corazón y anuncien con celo lo que han oído del Hijo de Dios, roguemos al Señor.
Escúchanos, Señor.

Señor y Dios nuestro, que en tu providencia das principio y cumplimiento a todo bien, concede, te rogamos, a cuantos celebramos hoy la fiesta de la Madre de Dios, santa María, que así como nos llena de gozo
celebrar el comienzo de nuestra salvación, nos alegremos un día de alcanzar su plenitud.
Por Jesucristo, nuestro Señor.
Amén.

Consagracion a Maria de todo nuestro ser

Oremos

Omnipotente sempiterno Dios,
que con la cooperación del Espíritu Santo,
preparasteis el cuerpo y el alma
de la gloriosa Virgen María,
para que fuese merecedora
de ser digna morada de vuestro Hijo;
concédednos que,
al celebrar con alegría su conmemoración,
por su piadosa intercesión seamos liberados
de los males presentes y de la muerte eterna.

Por el mismo Cristo, Señor nuestro.
 Amén

Que el auxilio divino permanezca para siempre.
Amén.

Anuncios

Virgencita Maria vuelve a nosotros esos tus ojos misericordiosos y muestranos a jesus fruto Bendito de tu vientre..”

febrero 3, 2012

La Virgen Maria es la imagen perfecta del Amor del Espiritu Santo y el vinculo espiritual entre nosotros y la Eucaristia.

La Virgen Madre nos acompaña y está presente junto al pueblo de Dios

Muchas veces entre Dios y nosotros hay distintos obstáculos que no conocemos, que no vemos y que estorban la relacion con Él y con los demas. Por eso la Virgen Madre intercede para que el Espiritu Santo pueda hacer renacer la verdad en nosotros.

La Virgen, tambien nos enseña a descubrir nuestro verdadero rostro en Dios, nuestro nombre propio y la vocacion que Dios ha grabado en nuestro corazon.

Refeccion con el Evangelio

“Junto a la Cruz de Jesus estaba Su Madre y la hermana de su madre, Maria mujer de Cleofás, y Maria Magdalena. Al ver a la Madre y cerca de ella el discipulo al quien  él amaba, Jesus le dijo:  ‘Mujer, aquí tienes a tu hijo’. Luego dijo al discipulo: ‘Aquí tienes a tu madre’. Y desde aquella hora el discipulo la recibió en su casa.”  Juan 19, 25-27

Desde el momento y para siempre, todos tenemos una madre por expresa voluntad del Señor: La propia Madre de Jesús. Nadie en el mundo podrá sentirse absolutamente huerfano o en soledad en su vida, siempre tendrá la posibilidad de volver su rostro a Maria.

Contra la sensacion de destierro y soledad, necesitamos sentir a alguien con nosotros. En la Biblia nuestro Dios se presenta como una persona Buena llena de amor que esta siempre con nosotros especialmente en esos dias desolados en que no encontramos paz y sosiego en nuestra alma.

Maria es otra muestra de la presencia tierna y cariñosa de Dios. Ella es consolacion y Paz, Transforma la aspereza en dulzura y el combate en ternura. Ella es Benigna y Suave, sufre con los que sufren, queda con los que se quedan, parte con los que parten.. La Madre es paciencia y seguridad. Es nuestro Gozo, nuestra alegria y nuestra quietud.

Rezamos como un pueblo unido junto a Maria nuestra Madre Buena

Pidiendo la luz y la calma al Espiritu Santo

Divino Espíritu, por los méritos de Jesucristo y la intercesión de tu Esposa, María Santísima, te suplico que vengas a mi corazón y me comuniques la plenitud de tus dones, para que, iluminado y confortado por ellos, viva según tu voluntad, muera entregado a tu Amor y así merezca cantar eternamente tus infinitas misericordias. Amén.
Espíritu de Paz, concédenos tu paz, aquella paz que el mundo no puede dar.

Espíritu de Paciencia, enséñanos a sobrellevar las adversidades de la vida sin indagar el por qué de ellas y sin quejarnos.

Espíritu de Benignidad, haz que juzguemos y tratemos a todos con benevolencia sincera y rostro sonriente, reflejo de tu infinita suavidad.
Espíritu de Bondad, concédenos el desvivirnos por los demás, y derramar a manos llenas, cuantas obras buenas nos inspires.

rezamos un Misterio del Santo rosario

1- Su bautismo en el Jordán (Mt 3, 13, 16-17)
“Entonces aparece Jesús, que viene de Galilea al Jordán donde Juan, para ser bautizado por él. Salió luego del agua; y en esto se abrieron los cielos y vio al Espíritu de Dios que bajaba en forma de paloma y venía sobre él. Y una voz que salía de los cielos decía:

“Este es mi Hijo amado, en quien yo me complazco.”

Padre Nuestro, Diez Ave Maria y Gloria.

María, Madre de gracia, Madre de misericordia, defiéndenos de nuestros enemigos y ampáranos ahora y en la hora de nuestra muerte. Amén.

Salve

Dios te salve, Reina y Madre de misericordia, vida, dulzura y esperanza nuestra; Dios te salve. A Ti llamamos los desterrados hijos de Eva; a Ti suspiramos, gimiendo y llorando, en este valle de lágrimas. Ea, pues, Señora, abogada nuestra, vuelve a nosotros esos tus ojos misericordiosos; y después de este destierro muéstranos a Jesús, fruto bendito de tu vientre. ¡Oh clementísima, oh piadosa, oh dulce siempre Virgen María!

Ruega por nosotros, Santa Madre de Dios, para que seamos dignos de alcanzar las promesas de Nuestro Señor Jesucristo.

Promesa de Maria :El Rosario hará germinar las virtudes y también hará que sus devotos obtengan la misericordia divina; sustituirá en el corazón de los hombres el amor del mundo al amor por Dios y los elevará a desear las cosas celestiales y eternas. ¡Cuántas almas por este medio se santificarán!.

Los que rezan mi Rosario son todos hijos míos muy amados y hermanos de mi Unigénito Jesús.

Dios todopoderoso y eterno, luz de los que en ti creen, que la tierra se llene de tu gloria y que te reconozcan los pueblos por el esplendor de tu luz. Por Jesucristo, nuestro Señor. Amén.

 

Devocionario.com



“…Amados hijos, rezad mucho el Rosario…” “Reíd, no lloréis, permanece tranquila, llegaréis al final”.

enero 12, 2012

María es la llena de gracia, por eso es santa, por eso ama como Dios ama, por eso es bella. Toda bella es María

Oh Madre Ruega por nosotros!María es feliz, de una felicidad sobrenatural, por haber creído (Cf Lc 1:45) y es Madre por escuchar la Palabra de Dios, atesorarla en su corazón y en todo cumplirla (Cf Lc 2:19; 2:51; 8:21).  Conocer a María

 

 

 

Un Mensaje lleno de Amor

25 de enero de 2007
¡Queridos hijos! Pongan la Sagrada Escritura en un lugar visible en su familia y léanla. Así conocerán la oración con el corazón y sus pensamientos estarán en Dios. No olviden que son pasajeros como una flor de campo, que se ve de lejos, pero desaparece en un instante. Hijitos, dondequiera que vayan, dejen un signo de bondad y amor, y Dios los bendecirá con la abundancia de su bendición. ¡Gracias por haber respondido a mi llamado! Medjugorje

“Yo ya os he dicho, hijos queridos, que os he escogido de modo particular, así como sois. Yo soy la Madre que ama a todos. En los momentos en que os encontréis en dificultad, no temáis porque os amo. Os amo aún cuando estuviereis alejados de mi Hijo y de mí. Os ruego, no permitáis que mi corazón llore lágrimas de sangre por las almas que se pierden en el pecado. Por eso, hijitos, ¡orad, orad, orad!”

Por eso, hermanos míos muy queridos, a quienes tanto deseo ver,
ustedes, que son mi alegría y mi corona, amados míos, perseveren
firmemente en el Señor.

La Santidad Cristiana
  En fin, mis hermanos, todo lo que es verdadero y noble, todo lo que
es justo y puro, todo lo que es amable y digno de honra, todo lo
que haya de virtuoso y merecedor de alabanza, debe ser el objeto
de sus pensamientos.
  Pongan en práctica lo que han aprendido y recibido, lo que han oído y visto en mí, y el Dios de la paz estará con ustedes.

 

19-11-83 PM 6

Mi Reino está contigo… Leed detenidamente mis mensajes. Os digo: “Moraré entre vosotros, por medio de ti. Eres puente de Unión, predica mi palabra. Muchos son los ciegos que no querrán ver, muchos los sordos que no querrán oír, mas no desmayes, tuyo es el Reino de los Cielos”.

21-11-83 PM 8

“…Amados hijos, rezad mucho el Rosario…” “Reíd, no lloréis, permanece tranquila, llegaréis al final”.
“Hija mía, te digo que tu palabra es revelación de nuestro Señor; pasarán los días e irás revelándolas, por eso te digo: Lee detenidamente mis mensajes, eres portadora de amor, alegría y paz. Tu cuerpo está débil, mas tu espíritu día a día se fortalece; tu empeño moverá rocas. Gloria al Eterno Padre”.

Virgen Maria del Rosario de San Nicolas

Oracion de Consagracion manifestada por la Virgencita de San Nicolas

Dios me conceda la Gracia de vivir para Ti,
de amar a tu Corazón con todo mi ser.
y que seas Tú, Madre mía,
la que limpie mi alma y la purifique.
Amadísima Madre, enséñame a amar a
Jesús,
hazme digna de Jesús y de Ti, Madre,
y que la Consagración de este día,
me una más a Ti y a tu Hijo.
Amén.

Abandonarse en Dios significa: Despojarse
de la propia voluntad y desear hacer solamente,
la Voluntad de Dios.

La oración, consuela, defiende al alma
del maligno y no permite que el alma caiga en
las tinieblas.

Oracion

Oh, Madre mía,
hasta tus pies llego,
postrándome con inmenso amor;
ofreciéndote todo mi ser.
consagrándote mi vida toda.
Guárdame en tu Corazón,
Sé Tú, Mi Dueña absoluta
y Guardiana de mi vida.
Sé que unida a Tí,
confiando plenamente en Tí,
Llegaré hasta el Corazón de Tu Hijo.
Amén.

Luego la veo y me dice: Pueden repetirla
mis consagrados. -Vidente-

4-5-86 – Hija, muchos de mis hijos se sienten solos, Yo les digo:

Soledad es la penumbra,
soledad es dejarse estar,
soledad es la muerte
y no vivir nunca más.
Soledad es abatirse,
es quedarse y no luchar,
es dudar que la vida sigue,
es no amar, es cegarse a la Verdad.
Quien ama a Cristo, quien busca a Cristo,
sentirá que se ha abierto a la Verdad.
Gloria a Dios.

Todos estos mensajes y oraciones pueden encontralos en el sitio oficial de Maria del Rosario de San Nicolas

Hoy Oramos por las almas que estan afligidas, en soledad, por nuestra alma, por la paz del mundo, por la conversion de los pecadores. Tambien añadimos las intenciones de cada uno que tenga en su corazon y ponemos a los pies de Maria todo nuestro pasado, presente y futuro para que Ella nos lleve a Jesus.

Oremos

Oh Dios, que por la Inmaculada Virgen, preparasteis digna morada a vuestro Hijo; os suplicamos que, así como a ella la preservasteis de toda mancha en previsión de la muerte del mismo Hijo, nos concedáis también que, por medio de su intercesión, lleguemos a vuestra presencia puros de todo pecado. Por el mismo Jesucristo, nuestro señor. Amén.

 Bendita sea la santa e inmaculada Concepción de la gloriosa Virgen María, Madre de Dios. Avemaría.

Oh María, que entrasteis en el mundo sin mancha de culpa, obtenedme de Dios que pueda yo salir de él sin pecado. Avemaría.

 Oh Virgen María, que nunca estuvisteis afeada con la mancha del pecado original, ni de ningún pecado actual, os encomiendo y confío la pureza de mi corazón. Avemaría.

 Por vuestra Inmaculada Concepción, oh María, haced puro mi cuerpo y santa el alma mía. Avemaría.

 Oh María, concebida sin pecado, rogad por nosotros, que recurrimos a Vos. Avemaría.

 

 

 

 



“El que ama a Maria querrá imitarla en todo, y como Ella, procurará hacer conocer y amar a Su Hijo Cristo, marchando al apostolado de las almas, ..

noviembre 21, 2011

“El que ama a Maria querrá imitarla en todo, y como Ella, procurará hacer conocer y amar a Su Hijo Cristo, marchando al apostolado de las almas, apostolado que se hace hoy mas necesario que nunca, porque vemos a los paises y a los individuos que atraviesan por horribles crisis, religiosa moral y economica. Por eso aunque sea legitimo el acceso directo a Cristo, los congregantes marianos creen interpretar fielmente el pensamiento de Cristo al ir a El por medio de Maria y por eso la hacen a Ella centro especial de su culto expresan la consagracion a Ella como Reina, Como Madre, Como La Mediadora.”María santísima,  vivió en la fe y de la esperanza, pero por sobre todo de la caridad, por vivir unida al misterio pascual de Jesús, pasó a un amor cada vez más genuinamente caritativo. El amor del Espíritu se hizo en ella hasta tal punto presente, que al final su vida, ella murió de amor. Su misma virginidad no fue otra cosa que amar a Dios en Jesús con un corazón indiviso. Virginidad como experiencia eterna e inmortal de perfecta caridad. En María encontramos un modelos de la caridad al mostrarse como una persona que ama a Dios sobre todas las cosas y lo hace por si mismo y sin ningún interés.  El prójimo para María, son los más próximos y estos son sus hijos, y ella ama al prójimo por Dios, en quien cree absolutamente.  ¡Dichosa tú por haber creído! , le responde Isabel, y es por que María se basa en la fe divina. 

Caminando con Maria

Queridos hijos, hoy los invito a que despierten sus corazones al amor. Miren la naturaleza y vean cómo ella está despertando y esto los ayudará a que abran sus corazones al amor de Dios Creador. Deseo que despierten el amor en sus familias a fin de que allí donde haya odio y falte de amor, reine el amor. Y cuando haya amor en sus corazones también habrá oración. Y no olviden, hijos queridos, que yo estoy con ustedes y los asisto con mi oración para que el Señor les dé la fuerza para amar. Los bendigo y los amo con mi amor maternal.

25 de mayo de 1993

Queridos hijos, los invito a abrirse a Dios por medio de la oración para que el Espíritu Santo comience a obrar milagros en ustedes y a través de ustedes. Yo estoy con ustedes e intercedo ante Dios por cada uno porque, hijos queridos, cada uno de ustedes es importante en el plan de salvación. Los invito a que sean portadores de bien y de paz. Dios puede darles la paz sólo si se convierten y oran. Por lo tanto, hijitos míos queridos, oren, oren, oren, y hagan todo lo que el Espíritu Santo les inspire.

Gracias por haber respondido a mi llamado.

mensajeros de la Reina dela Paz

Oremos Con Maria

Oh Madre mía, 
Madre de Bondad, de Amor 

y de Misericordia, 

te amo inmensamente y

me presento ante Ti. 
Por tu bondad, amor y gracia, sálvame. 
Yo deseo ser tuyo y 
te amo inmensamente; 

deseo que Tú me protejas. 
Desde lo más profundo de mi corazón 
te ruego, Madre, concédeme tu bondad 
para que por medio de ella alcance el Cielo. 
Yo te ruego, por tu infinito amor. 
que me concedas la gracia 

de poder amar a todos los hombres, 
como Tú amaste a Jesucristo. 
Te ruego que me concedas la gracia 
de ser generoso contigo. 
Me ofrezco completamente a Ti, 
y deseo que estés conmigo 
en cada uno de mis pasos, 
porque Tú eres llena de gracia 
y deseo no olvidarlo nunca jamás. 
Y si alguna vez perdiera la gracia, 
te ruego que me ayudes a recuperarla. Amén.  
(Dictada el 19/IV/83).

Las apariciones son de duración variable pero sin ser, en general, muy extensas. Todos los días a las 17.40h. (o sea las 13.40 hs en la Argentina) la Virgen desciende a la tierra para el encuentro de Medjugorje. Llega cuando la paroquia está rezando las dos primeras series de misterios del Rosario, antes de la Santa Misa. Ora con los videntes el Padre Nuestro y el Gloria. Cuando ellos recitan el Ave María Ella se limita a sonreír. El mensaje diario es precisamente ése, que la Santísima Virgen viene a orar con nosotros y por nosotros. Es el mensaje que el Reino de los Cielos está presente – que Dios no se desentiende de nosotros- ya que la misma Reina ha bajado. Porque Ella es Reina, pero también Madre. Es la Madre que puntualmente viene a visitar a sus hijos y a enseñarles cómo hacer para regresar a Dios.

Si quieres saber mas visita el sitio de Los Mensajeros de La Reina de La Paz.

Oracion al Espiritu Santo

Por intercesión de María envía al Espíritu Santo

Divino Padre Eterno, en nombre de Jesucristo y por la intercesión de la Siempre Virgen María;
envía a mi corazón al Espíritu Santo.

Espíritu Santo, Dios de infinita caridad, dame Tu Santo Amor.

Espíritu Santo, Dios de las virtudes; conviérteme.
Espíritu Santo, Fuente de luces celestes;
disipa mi ignorancia.

Espíritu Santo, Dios de infinita pureza; santifica mi alma.

Espíritu Santo, que habitas en mi alma, transfórmala y hazla toda tuya.

Espíritu Santo, Amor sustancial del padre y del Hijo, permanece siempre en mi corazón.

Tres veces……Gloria al Padre………

ESPÍRITU SANTO, ALMA DE MI ALMA
P. José Kentenich

Espíritu Santo, eres el alma de mi alma,
te adoro humildemente.
Ilumíname, fortifícame, guíame, consuélame.
Y en cuanto corresponde al plan eterno Padre Dios revélame tus deseos.
Dame a conocer lo que el Amor eterno desea en mí.
Dame a conocer lo que debo realizar.
Dame a conocer lo que debo sufrir.
Dame a conocer lo que con silenciosa modestia y en oración, debo aceptar,
cargar y soportar.

Sí, Espíritu Santo, dame a conocer tu voluntad y la voluntad del Padre.
Pues toda mi vida no quiero ser otra cosa que un continuado perpetuo Sí a los
deseos y al querer del eterno Padre Dios.

 

 

 

 


Señor, Dios nuestro, elevamos hacia Ti nuestra gratitud, en unión con nuestra Madre del Cielo, por todas las abundantes gracias que derramas…al mundo por su intermedio.

junio 9, 2011

Te pedimos ahora, Dios nuestro, la gracia de permanecer en tu amor. Que todos nosotros seamos uno, como Tú y tu Madre son uno, en perfecta unión y en un único corazón de amor y de paz. Amén.

Dios te Salve Maria, llena Eres de gracia..

 

Queridos hijos, hoy los bendigo con mi bendición maternal y los invito a todos a la conversión. Deseo que cada uno de ustedes se decida a cambiar su vida y que cada uno trabaje más en la Iglesia, no con palabras o con pensamientos sino con el ejemplo, para que sus vidas sean un alegre testimonio de Jesús. Ustedes no pueden decir que están convertidos, porque su vida debe ser una conversión diaria. Para entender qué deben hacer, hijitos, oren y Dios les hará comprender qué es necesario concretamente que hagan y en qué tienen necesidad de cambiar. Estoy con ustedes y los pongo a todos bajo mi manto. Medjugorge año 1993

Los invito a rezar por la paz. Por la paz en sus corazones, la paz en sus familias, la paz en el mundo.

Gracias por haber respondido a mi llamado.

Queridos hijos, hoy deseo que comprendan que soy su Madre y que deseo ayudarlos e invitarlos a la oración. Solamente mediante la oración podrán entender y aceptar mis mensajes y practicarlos en sus vidas. Lean la Sagrada Escritura, vívanla y oren para comprender las señales de este tiempo. Éste es un tiempo especial y por eso estoy con ustedes para acercarlos a mi Corazón y al Corazón de mi Hijo Jesús. Queridos hijitos, deseo que sean hijos de la luz..

María es Reina de la Paz, porque nos lleva por el camino que Jesús nos marcó.Convertirse es dejar que Dios actúe en uno. Convertirse es – por esa misma razón- acercarse a Dios, o lo que es lo mismo, acercarse a su Amor. La verdadera oración, que atrae la gracia de Dios, en la que se manifiesta la paz, y se experimenta el amor, se da cuando nos decidimos a amar a Dios por sobre todas las cosas, a abrirle el corazón para que lo llene con su Amor.“Crean con fe firme””Sean fuertes””oren para que la oración le dé fuerzas”.

María es Reina de la Paz porque en Ella reposa plenamente la paz de Cristo y esta paz que viene a regalarnos no es otra que la que precede del Corazón traspasado en la cruz, junto al suyo abierto a la maternidad de todos los hombres.

Hoy quiero orar por el don del amor y creo que Tú me escucharás. Quiero orar en unión con María, Madre del Amor, que se abrió totalmente a Tu amor. María, Madre mía, ora conmigo y por mí, ora por todos tus hijos a quienes diste a luz con dolor y con amor al pie de la cruz.

Oh, Dios, nuestro corazón está en profunda oscuridad,

a pesar de nuestra unión a tu Corazón

Todas las veces que el corazón está dividido entre el bien y el mal,

que sea iluminado por tu luz y que reencuentre la unidad.

que nuestro corazón se eleve hacia Vos, como el de un niño.

Haz, Señor, que nuestro corazón esté radiante de paz

y que de ella tenga siempre nostalgia.

Haz que puedan habitar en nosotros

tu santa voluntad y tu amor.

Que deseemos, al menos algunas veces, ser tus hijos.

Y cuando, Oh Señor, deseemos ser tus hijos,

acuérdate de nuestros pasados deseos

y ayúdanos a nuevamente acogerte.

Te abrimos nuestros corazones

para que viva en nosotros tu santo amor.

Te abrimos nuestras almas

para que sean tocadas por tu santa misericordia,

que nos ayudará a ver claramente todos los pecados,

y nos hará comprender

que es el pecado el que nos hace impuros.

Deseamos, Dios, ser tus hijos humildes y devotos,

para poder volvernos tus hijos amados y sinceros,

así como el Padre quiere de nosotros.

Jesús, Hermano nuestro, ¡ayúdanos! a que obtengamos del Padre su bondad y a que seamos buenos hacia Él.

Ayúdanos, Oh Jesús, a comprender bien lo que Dios nos da.

 

Consagración al Corazón Inmaculado de María

Que la llama de tu Corazón, Oh María, descienda sobre todas las personas.

Te amamos inmensamente. Imprime un amor verdadero en nuestro corazón.

Que nuestro corazón por ti suspire.

Oh, María, dulce y humilde de corazón, acuérdate de nosotros cuando pecamos. Tú sabes que nosotros, los hombres, somos pecadores.

Mediante tu sacratísimo y maternal corazón, cúranos de toda enfermedad espiritual. Haz que seamos capaces de ver la belleza de tu corazón maternal, y así poder ser convertidos por la llama de tu corazón. Amén.

Maria somos Tus hijos, gracias por Tu Amor

Aseméjanos a ti,

y enséñanos a caminar

por la vida tal como tú lo hiciste:

fuerte y digna, sencilla y bondadosa,

repartiendo amor, paz y alegría.

En nosotros recorre nuestro tiempo,

preparándolo para Cristo Jesús.

(P.José Kentenich).

Tú eres nuestra esperanza, porque el mismo

Jesús nos confió a ti en la hora de la cruz,porque tú eres verdaderamente nuestra madre. Te pedimos que cuides de todos tus hijos

como cuidaste a Jesús Niño. Confiamos en ti como un niño confía en su madre,

Llévanos hasta tu Hijo Jesús: ayúdanos a seguirle hasta el fin para que nuestra esperanza no sea defraudada.  Amén.

(Thomas Suavet)

Mensajeros de la Reina de la Paz

En el mes del espíritu Santo reza con fe y pide a Maria que puedas recibir los dones del Espiritu Santo Reza esta oración con Fe:

Ven espíritu Santo, Ven por medio de la Poderosa intersección del Inmaculado corazón de Maria Tu Amadisima Esposa. Tres veces.


Santa María, Madre de Dios, consérvame un corazón de niño, puro y cristalino como una fuente.

febrero 22, 2011

¡Oh Señora mía,oh Madre mía! Yo me ofrezco todo a ti, y en prueba de mi filial afecto te consagro en este día mis ojos, mis oidos. mi lengua, mi corazón: en una palabra, todo mi ser. Ya que soy todo tuyo. oh Madre de bondad, guardame, defiéndeme y utilízame como instrumento y posesión tuya.  Amén.

Santa Maria Ruega por nosotros

Fuente: Caminando con Maria Pedro Sergio Antonio Donoso Brant

“Abandonarse en Dios significa: Despojarse  de la propia voluntad y desear hacer solamente, la Voluntad de Dios.” Maria del Rosario de San Nicolas

Santa María, Madre de Dios, consérvame un corazón de niño, puro y cristalino como una fuente. Dame un corazón sencillo que no saboree las tristezas; un corazón grande para entregarse, tierno en la compasión; un corazón fiel y generoso que no olvide ningún bien ni guarde rencor por ningún mal. Fórmame un corazón manso y humilde, amante sin pedir retorno, gozoso al desaparecer en otro corazón ante tu divino Hijo; un corazón grande e indomable que con ninguna ingratitud se cierre, que con ninguna indiferencia se canse; un corazón atormentado por la gloria de Jesucristo, herido de su amor, con herida que sólo se cure en el cielo.

Devocionario Catolico

Consagracion a Maria del Rosario de San Nicolas

!Oh Madre! Quiero consagrarme a Tí.
Virgen María, hoy consagro mi vida a Tí,
siento necesidad constante de tu presencia
en mi vida, para que me protejas, me guíes
y me consueles.
Sé que en Ti mi alma encontrará reposo
y la angustia en mi no entrará,
mi derrota se convertirá en victoria
mi fatiga en Ti fortaleza es.
Amén.

Madre Santisima enseñanos a Orar y Alabar

Con Cristo a mi lado
desconozco la debilidad,
El me sustenta con su Amor
y mis fuerzas se multiplican.
Le doy gracias a Jesús
por haberme despertado,
por enseñarme el camino
el camino hacia la Vida.
El es toda mi esperanza,
mi confianza, mi alegría,
Cristo ama, Cristo enseña.
Cristo salva, Cristo redime.
Aleluia.

Oremos junto a Maria: Renuevo mi espíritu
abro mi corazón al Señor prometo escuchar solamente Su voz
guardar su Palabra y practicarla. Señor, haz de mi un hijo nuevo, engrandece mi corazón y llénalo de amor,
que tu bondad de mi se apiade y llegue a Ti mi oración.
Amén.

Del Señor obtendréis sus dones de su espiga la semilla,
su verdad alejará la mentira y de su fuente beberéis la Vida.
Alabado sea el Señor.

Nuestra Madre nos enseña a orar cuando somos tentados:

Señor, llévame de Tu Mano no quiero perder tu senda.
Quita el enemigo de mi lado sólo Tu puedes hacerlo.
Sana mi corazón herido, para llenarlo con Tu Nombre.
Amén.
Gracias Señor

Gracias por ser mi guía, por el aire que respiro
porque puedo ver el día, por estar viva y sentirte dentro mío.
Por saber que no estoy sola, por querer a mis hermanos,
por mi familia, mi hogar, por la Luz que has derramado.
Gracias por las alegrías,
por darme a Tu Madre, como Madre
por la Cruz de cada día,
porque con Ella quieres salvarme. Amen.

“La oración, consuela, defiende al alma
del maligno y no permite que el alma caiga en
las tinieblas.    (18-12-1987)

Oracion Final

Oh, Madre mía, hasta tus pies llego, postrándome con inmenso amor; ofreciéndote todo mi ser. consagrándote mi vida toda.
Guárdame en tu Corazón, Sé Tú, Mi Dueña absoluta
y Guardiana de mi vida. Sé que unida a Tí,
confiando plenamente en Tí,
Llegaré hasta el Corazón de Tu Hijo.
Amén.

Estas oraciones fueron manifestadas por Maria del Rosario de San Nicolas a la vidente Gladys  Quiroga de Motta en San Nicolás, Republica Argentina,  la Virgen precisa “Soy Patrona de esta región”. Ella nos pide que el pueblo cristiano renueve sus lazos con Ella. Y pide la construcción del Santuario, la morada de Dios, que va a simbolizar esa Alianza. Ella apresura su construcción, pese a la crisis económica, ya que se trata del lugar y signo del mensaje de la Alianza.

Maria a traves de Gladys nos dijo: Para un hijo de Dios, no hay imposibilidad de amar, porque Dios llama a Su Amor… Dejad que Yo construya en vuestros corazones”.

Si quieres conocer mas acerca de Maria del Rosario de San Nicolas, Visita su sitio: Santuario Virgen de San Nicolas

El Santuario María del Rosario de San Nicolás, invita a las personas que deseen asociarse en su dolor a la Obra de la Santísima Virgen María para ofrendárselo a Dios, a comprometerse según sus posibilidades a rezar por las intenciones de la Santísima Virgen, el Santo Rosario diario y la novena mensual (del 17 al 25 de cada mes) o en forma ininterrumpida. Tratando de acercarse con la mayor frecuencia posible a los Sacramentos de la Reconciliación y de la Eucaristía.

Quieres ser un socio espiritual de La Virgen Maria: Los socios espirituales son personas que están padeciendo alguna enfermedad o situación difícil en su vida y que presentan sus sufrimientos físicos o psíquicos a la Santísima Virgen, como ofrenda agradable al Señor.

Socios Espirituales

Santuario en San Nicolas
el templo hoy
“Me harán un Santuario y habitaré en medio de ellos.
Exodo C. 25, V. 8. 

6-9-89   Gladys, he pedido Mi Morada, para despertar desde aquí, en mis hijos, el deseo de buscar a Dios.
He pedido Mi Morada, para que ellos vengan a la Madre y por ella, a Dios. Historia

Nuestra Madre esta en medio de nosotros acompañandonos todos los dias, desde aqui un humilde homenaje para Ella.

Bendita seas Madre Nuestra, Bendito Tu Hijo Nuestro Señor Jesucristo, Glroria al Padre, al Hijo y al Espiritu Santo.. Amen.

Si quieres visitar el Santuario visita su sitio:Dirección de Turismo Promoción Turística de San Nicolás Av. Alberdi 25 – San Nicolás –

Bs. As B2900 ALA
Tel. Fax: 54 3461 – 421070 / 422116
E-mail: turismosannicolas@hotmail.com
web: www.vivisannicolas.com.ar

 



He venido para llevarlos por el camino de la verdadera vida que es “Jesús”. Esta Madre vuestra les hará más fácil el camino. ¡Abrid los corazones!,

febrero 14, 2011

Mis hijos: Os traigo una palabra del Cielo ¡ESPERANZA! ¡ESPERANZA! ¡ESPERANZA!

La esperanza: es esperar en Dios y sólo en El; esperarlo todo de El, poniendo todos vuestros esfuerzos, pero mirando la esperanza que está en el Cielo.

En el AMOR que DIOS les tiene a todos ustedes está la esperanza, porque DIOS ES AMOR, y el AMOR DE DIOS todo lo contiene.

Alabado sea ¡Jesús!Mensaje dado en Salta el 5 de Noviembre de 1995

6 de Noviembre de 1995

Amados hijos:

He venido a visitarlos para llenarlos de bendiciones traídas del Cielo, aunque a muchos de ustedes les cueste creer; por que no tienen fe, hijitos, si ustedes abren vuestros corazones, ésta Madre podrá llevarlos a la conversión, les traigo mucho Amor y Esperanza.

Quiero que todos escuchen mis mensajes, Yo la Madre de Jesús estoy muy feliz entre ustedes porque ya han comenzado a corresponder y pronto verán que el Señor, estará en vuestros corazones, especialmente los más jóvenes, en ellos he puesto la esperanza.

Os invito a un cambio radical en vuestras vidas, sigan con atención mis mensajes pues en ellos, os iré enseñando como acercarse a Dios. ¡Gracias por abrir vuestros corazones!

Este es tiempo de Misericordia.

Hay una luz que brilla en medio de ustedes. Oren, Oren.

Bendito y  Alabado sea el SACRATISIMO CORAZON EUCARISTICO DE JESUS

 

Peregrinacion a Salta 2011

Hijos queridos:

Haced vuestro, mi “Cántico“. Alabad al Señor con él. Porque toda vez que lo hagáis, cantarán con ustedes Ángeles y Santos en el Cielo.

Amén. Aleluya. Amén. Aleluya.

 

“Mi alma canta la grandeza del Señor,

y mi espíritu se estremece de gozo en Dios mi Salvador,

porque El miró con bondad la pequeñez de su servidora.

En adelante todas las generaciones me llamarán feliz,

porque el Todopoderoso ha hecho en mi grandes cosas:

¡Su Nombre es Santo!

Su Misericordia se extiende de generación en    generación

sobre aquellos que lo temen.

Desplegó la fuerza de su brazo,

dispersó a los soberbios de corazón.

Derribó a los poderosos de su trono

y elevó a los humildes.

Colmó de bienes a los hambrientos

y despidió a los ricos con las manos vacías.

Socorrió a Israel, su servidor,

acordándose de su Misericordia,

Como lo había prometido a nuestros padres,

en favor de Abraham y de su descendencia para siempre”.

28 de Noviembre de 1995


Hijos amados:

El Espíritu Santo, habita en vosotros, porque vosotros sois hijos de Dios. No viváis según vuestros cuerpos, sino según el Espíritu Santo, piensen, vivan según el Espíritu, Orando y pidiendo su fortaleza para conservar la Gracia.

Tengan ánimo  mis hijos, permanezcan en oración. Yo los acompaño siempre.

Amén. Amén.

4 de Diciembre de 1995

Oremos.

Recibid ¡oh Espíritu Santo!, la consagracion perfecta y absoluta de todo mi ser, que os hago en este día para que os dignéis ser en adelante, en cada uno de los instantes de mi vida, en cada una de mis acciones, mi director, mi luz, mi guía, mi fuerza, y todo el amor de mi corazón.

Yo me abandono sin reservas a vuestras divinas operaciones, y quiero ser siempre dócil a vuestras santas inspiraciones.
¡Oh Santo Espíritu! Dignaos formarme con María y en María, según el modelo de vuestro amado Jesús. Gloria al Padre Creador. Gloria al Hijo Redentor. Gloria al Espíritu Santo Santificador. Amén

 

Videos de Apariciones de la Virgen Maria en Salta y Garabandal

 

 




A %d blogueros les gusta esto: